FANSIDED ES

5 remedios caseros para cuidar la voz y la garganta

Heliana Guirado
El té de jengibre o limón ayuda a aclarar la garganta y brindar bienestar general
El té de jengibre o limón ayuda a aclarar la garganta y brindar bienestar general / Yuriko Nakao/GettyImages
facebooktwitterreddit

La voz es el instrumento que más usamos y por eso muchas veces, ante episodios de cambios climáticos o esfuerzo, se puede ver dañado, junto con la garganta.

Pero para prevenir irritaciones y afonías, existen efectivos remedios caseros que ayudan a cuidar esta parte tan importante de nuestro cuerpo.

1. Tés naturales

Las mejores opciones son las de jengibre y miel o la de limón ya que todos ayudan a eliminar flemas, además de abrir las vías respiratorias cuando existe una congestión. Lo más importante aquí es que los prepares con ingredientes 100% naturales y que los bebas siempre en su versión caliente.

2. Hidratación

Tomar al menos un litro de agua a diario contribuye a eliminar toxinas y mantener un buen funcionamiento general del organismo, por lo cual también aplica en este caso. Trata de que sea potable o mineral y para incluir de a poco el hábito puedes comprar una botella y llevarla contigo a todas partes.

3. Canela

Muchos cantantes usan este ingrediente por sus propiedades antibacterianas y antiinflamatorias. Lo mejor que puedes hacer es incluirlo en tus recetas dulces favoritas o bien preparar una infusión con agua caliente y beberla al menos una vez por día.

4. Ajo

A pesar de que tiene un olor y sabor intenso este alimento es conocido por ser un desinflamante natural, asi que no dudes en probarlo. Si te animas, puedes comer un diente de ajo al menos dos veces por semana y en caso de que ya tengas dolor de garganta prueba con incluirlo además en tus comidas para un efecto más rápido.

5. Vinagre de manzana

Si algún agente patógeno ya ingresó en tu garganta dañándola y por ende dejándote sin voz, es importante que coloques una cucharada de vinagre en un vaso con agua y realices buches o gárgaras dos veces al día: a la mañana y a la noche. Si a este remedio le sumas alguno de los anteriores, sin dudas la recuperación será más eficaz.

facebooktwitterreddit